Guillem Ginard, de UM, dimite como alcalde para marcar una 'hoja de ruta' con CpC

| | Campos, Mallorca |

Valorar:
Visto 53 veces

Inmediatamente después de salvar la moción de censura, Unió Mallorquina y Campos pel Canvi (CpC) se reunieron para poner sobre la mesa las bases para un nuevo acuerdo, al que también ha sido invitado el PP a modo de gobierno de concentración.

El hasta entonces alcalde Guillem Ginard (UM) redactó su irrevocable dimisión que presentó pasadas las dos del mediodía, acompañado por sus cuatro regidores como muestra de fidelidad a CpC y con vistas a la negociación de una 'hoja de ruta' que beneficie al municipio.

Mientras, en la calle, Miquel Ramis, vicesecretario general del PP balear, y Margalida Ginard, visiblemente afectada y frustrada, lamentaban los hechos manifestando: «Nos vinieron a buscar para dar estabilidad; ahora podemos decir que somos los únicos que demostramos que somos serios y que tenemos palabra». Más tarde, José Ramón Bauzà, presidente del PP, señaló que la postura de los regidores de CpC era «para mantener las sillas calientes».

A las puertas del Ajuntament, todos esperaban a los suyos. Guillem Ginard bajó a la calle para agradecer los apoyos recibidos y fue ovacionado por simpatizantes, afiliados y varios dirigentes de UM.

Los socialistas también hacían su corrillo y Miquel Àngel Coll, secretario de organización del PSOE, justificaba la postura de su regidor en la coalición: «La reacción de UM ha llegado un poco tarde, pero aún así el escenario de hoy -por ayer- no era el mismo que el del día que registramos la moción de censura. UM ha querido recuperar la voluntad de diálogo y CpC ha respondido. No tenía ningún sentido apoyar a la moción».

Por su parte, el presidente de Entesa per Mallorca, partido incluido en la coalición CpC, Gabriel Huguet, manifestó su satisfacción por el acuerdo «que devuelve la ilusión a los campaners y abre un periodo de un año y medio para trabajar duramente en beneficio de Campos que, al fin y al cabo, es lo que nos interesa a todos».

A partir de ahora, comienza un periodo de diálogo, en principio de diez días más o menos, para sentar las bases de un nuevo acuerdo, si es posible, entre las tres formaciones con representación en el Ajuntament.

Aunque en primera instancia, el PP rehusó cualquier invitación para hablar de negociar un gobierno de concentración «con gente que no tiene palabra», no se descartan contactos en los próximos días en este sentido. El tema de la Alcaldía es secundario pero al dimitir él, Guillem Ginard queda descartado de cualquier quiniela.

Lo más probable es que la negativa de los populares sea firme y sean UM y CpC los actores de este último año y medio de mandato. Así, todo apunta a que posiblemente Joan Juan (CpC) sea investido alcalde el 9 de enero.

Comentar

* Campos obligatorios
Advertencia

Recuerde que usted es responsable de todo lo que escribe y que se revelarán a las autoridades públicas competentes y tribunales los datos que sean requeridos legalmente (nombre, e-mail, IP de su ordenador, así como información accesible a través de los sistemas).

De momento no hay comentarios.