Venga a ‘romandre’ a Ferreries

Cena en el Rias Baixas y noche en Ses Sucreres, una suculenta propuesta

Joan Juanico | 05/02/2013

Valorar:
preload
Ses Sucreres es un hotel «sencilla, refinada y cálidamente confortable en una atmósfera eléctrica e intemporal».

Ses Sucreres es un hotel «sencilla, refinada y cálidamente confortable en una atmósfera eléctrica e intemporal».

05-02-2013
hotel ses Sucreres en Ferreries, MenorcaRestaurante Rías Baixas en Ferreries, MenorcaRestaurante Rías Baixas en Ferreries, MenorcaCentollo en el restaurante Rias Baixas de Ferreries

¿Quiere irse a romandre, como hacíamos antiguamente en Menorca? Pues el Restaurante Rias Baixas y el coqueto hotel Ses Sucreres, ambos de Ferreries, se han unido para ofrecer a ferreriencs y visitantes una solución a la rutina y a la falta de ideas para los fines de semana.

Desde la noche del jueves a la del sábado puede gozar de la tranquila y solidaria población de Ferreries con una suculenta cena en el Mesón Rias Baixas y una noche inolvidable luego con almuerzo incluido en el hotel Ses Sucreres. Ello para poder despertar y empezar bien el día en esta acogedora localidad.

Y es que no es de recibo visitar Ferreries y no acudir al Mesón Rias Baixas, anclado en la plaza Menorca. Ferreries tiene fama de poseer el mejor pan de Menorca, así como una gran reputación culinaria. En el Rias Baixas «somos fieles a la cocina tradicional utilizando productos naturales y de primera calidad», nos exclaman. «Algunas de nuestras recetas han ido pasando de generación en generación, prueba de ello son nuestras perdices con col o nuestra caldereta de langosta».

A parte de su excelente cocina, Rias Baixas participa activamente de la vida cultural del pueblo de Ferreries, organizando algunas sesiones de jazz , «así como en verano pequeños conciertos en la plaza junto al restaurante. Y todos los viernes a la hora de la cena». Como también es un lujo visitar Ses Sucreres, «sencilla, refinada y cálidamente confortable en una atmósfera eléctrica e intemporal». Un hotel de seis habitaciones para deleite de sus huéspedes.