El aumento de la población inmigrante costará a la sanidad balear 30 millones anuales

La Conselleria de Salut ha elaborado un estudio estimativo sobre el gasto sanitario que puede suponer la regularización de 30.000 'sin papeles'

Valorar:
Nunca vista
preload
El Govern ha calculado que el aumento de población supondrá un sobrecoste de 30 millones de euros anuales.

El Govern ha calculado que el aumento de población supondrá un sobrecoste de 30 millones de euros anuales.

S. CARBONELL/AGENCIAS
La Conselleria de Salut i Consum ha calculado que los 30.000 inmigrantes que se espera -según los calculos de la Delegación de Gobierno- podrán regularizar su situación en las Islas en base al último proceso de regularización puesto en marcha por el Gobierno supondrá un incremento de población del 5 por ciento y un coste extra para las arcas autonómicas de 30 millones de euros anuales en gasto sanitario.

Así lo confirmó ayer la consellera de Salut i Consum, Aina Castillo, puntualizando que se trata de un estudio «estimativo» elaborado por la Direcció General de Planificació i Finançament, siempre en base «a las declaraciones del delegado del Gobierno, Ramón Socias, que calculaba que el proceso de regularización afectará a unos 30.000 inmigrantes».

Balears cuenta en la actualidad con 951.436 tarjetas sanitarias de las que 127.324 pertenecen a extranjeros -tanto comunitarios como extracomunitarios-, según los datos de los que dispone Salut y que suponen un gasto anual de 1.000 euros por ciudadano.

«Lo que hemos hecho es calcular el actual gasto sanitario por cada uno de los ciudadanos con tarjeta sanitaria y sacar la media de lo que costará la atención sanitaria a los inmigrantes que regularicen su situación en las Islas», concreta y puntualiza que el coste será de aproximadamente 1.000 euros por cada uno de los 30.000 nuevos ciudadanos que pueden ser regularizados.

Consejo
La consellera acudió ayer, después de que en la noche del lunes y tras muchos tiras y aflojas las comunidades autónomas dirigidas por el PP decidieran asistir a la reunión, al Consejo Interterritorial de Sanidad celebrado en Sevilla en el que pidió, una vez más, a la ministra de Sanidad y Consumo, Elena Salgado, la necesidad de tratar el problema del incremento de la población inmigrante en las Islas -que representa el 17 por ciento del total- y que supone, en palabras de Castillo, «un coste económico importante» para el gasto sanitario autonómico balear.

Castillo añade que la ministra sigue sin querer abordar «los problemas sanitarios específicos de las Islas» y se muestra preocupada por el hecho de que no existe diálogo entre Salgado y los representantes de las autonomías.

Por otra parte la consellera dijo que la ministra no ha querido abordar el otro gran problema de las Islas, «los costes de traslado de pacientes entre las Islas», concreta y añade que no entiende la actitud de la ministra, especialmente si se tiene en cuenta que ambos temas no son abordados, a pesar de que la Ley de Cohesión Sanitaria así lo establece. En la reunión la consellera solicitó a la ministra una respuesta sobre la carta que le remitió hace unas semanas y de la que todavía no había obtenido respuesta sobre la petición de que el Gobierno ayudara a financiar el proyecto de investigación de la Fundación Caubet, entre otros.

Por su parte la ministra de Sanidad y Consumo, Elena Salgado, reiteró ayer que las comunidades autónomas «tienen algo que decir» a la hora de aportar recursos financieros que asuman el gasto sanitario generado por las asistencias dispensadas a los desplazados de otras comunidades, en respuesta a las críticas realizadas por los consejeros de Sanidad de las comunidades gobernadas del PP -entre ellos Castillo-, que acusaron al ministerio de «irresponsabilidad» en esta cuestión.

Por otra parte la lucha contra el tabaquismo será, con 286.596 euros, el aspecto que recibirá más dinero por parte del Consejo Interterritorial de Salud, el cual acordó ayer otorgar a las Islas 1.070.357 euros para el desarrollo de varias políticas de fomento de la salud. También se trasferirán 168.421 euros para que se lleven a cabo en la Comunitat Autònoma acciones de prevención de la diabetes así como 141.496 euros para las políticas de seguridad de los pacientes del sistema sanitario y de sus profesionales. Balears un total de 63.895 euros se destinarán a aquellos programas de prevención de las llamadas enfermedades emergentes y reemergentes.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.