Un 'narco' detenido en Mallorca con 734 kilos de hachís pacta una pena de tres años de cárcel

La mayoría de la droga se hallaba oculta en una autocaravana aparcada en un polígono de Sineu

|

Valorar:
Nunca vista
preload
Saturnino Cantero fue detenido el pasado verano.

Saturnino Cantero fue detenido el pasado verano.

Un 'narco' que introdujo 734 kilogramos de hachís en Mallorca fue condenado ayer a tres años de cárcel y una multa de 1.587.000 euros por el Juzgado de lo Penal número 1 de Palma. Saturnino Cantero Milla, de 43 años, fue detenido el pasado 12 de julio en Sineu en el transcurso de una operación llevada a cabo por la Guardia Civil. La Benemérita realizó un seguimiento de su coche durante varios días, ya que había indicios de que podía haber introducido grandes cantidades de droga en la Isla. De hecho, Saturnino Cantero ya había sido condenado a tres años de prisión en noviembre de 1998 por la Audiencia Provincial por otro delito de narcotráfico.

Así, en la mañana del 12 de julio la Benemérita registró su vehículo, un Seat Ibiza aparcado en un garaje ubicado en la calle Isla de Malta de Palma. En su interior, los agentes encontraron un gran fardo que a su vez contenía numerosos paquetes de droga, así como algunos envoltorios confeccionados con cinta adhesiva y que ocultaban varios kilos de cannabis sativa en forma de resina.

Tras intervenir este primer alijo la investigación continuó, puesto que había bastantes indicios que apuntaban a que la cantidad de droga que había llegado a Mallorca era muy superior a la que había sido descubierta, y que podía estar oculta en alguna parte de la «part forana» de la Isla. Así, se supo que el detenido tenía alquilada una gran nave en el polígono industrial de Son Avinent, en Sineu. En el interior de esta nave, y tras obtener un permiso de registro, los agentes de la Benemérita hallaron una autocaravana Fiat Camp que contenía hasta 23 fardos en los que se ocultaban paquetes con hachís. En total, el peso de la droga incautada ascendió a algo más de 734 kilos. Como su precio en el mercado ilegal ronda los 2.152 euros el kilo, la Benemérita calcula que el alijo podría haber alcanzado un precio de hasta 1.587.641 euros.

Además de la droga, al acusado le fueron intervenidos en su domicilio dos billetes de 500 euros que la Guardia Civil atribuye a la venta de hachís.

En principio, el fiscal solicitaba para el acusado cuatro años y medio de cárcel por un delito contra la salud pública por sustancias que no causan grave daño a la salud, además de una multa de más de tres millones de euros, considerando que existía el agravante de reincidencia. El abogado defensor de Saturnino Cantero, Gaspar Oliver, alcanzó un acuerdo con el fiscal para rebajar la condena hasta los tres años de cárcel. El juez ha considerado además que concurre la circunstancia atenuante de la drogadicción del acusado, que podría ser internado en un centro de desintoxicación de la Isla durante parte del tiempo de la condena.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.