Llamamiento escolar por la paz

| Eivissa |

Valorar:
preload
383

31-01-2017

Todos los 30 de enero desde 1964, coincidiendo con el aniversario del asesinato del abogado, pensador y político hinduista indio, Mahatma Gandhi, se celebra en todo el mundo el Día escolar de la no violencia y la paz, reconocido por la UNESCO en 1993. Se trata de una fecha pensada «para recordar la necesidad de la educación para la tolerancia, la solidaridad, el respeto a los Derechos Humanos, la no violencia y la paz».

Por ello, año tras año, los colegios de la isla de Ibiza se vuelcan con él organizando multitud de actividades para conmemorarlo. Este año no ha sido una excepción, y entre todo lo preparado volvieron a destacar las carreras solidarias, los conciertos, los talleres, las manualidades, las exposiciones e incluso las conferencias.

Algunas destacadas fueron las tres que impartieron en una única mañana en el colegio público Cas Serres de Ibiza Margarita Llull y Damià Jaume, socios del grupo De Llevant a Grècia pels refugiats. Precisamente en este centro la jornada giró fundamentalmente sobre el drama que viven los refugiados antes de entrar en Europa en busca de un futuro mejor, y por eso, además de la charla se organizó una interesante exposición de fotografías sobre el campo de refugiados de la isla griega de Quíos, donde hay más de 3.500 personas aunque oficialmente sus instalaciones sólo están preparadas para 1.100.

Según explicaron ayer los responsables de Cas Serres, la intención que se buscaba con la organización de estas cuatro actividades era la de «poner de manifiesto y concienciar a todos los sectores de la sociedad sobre la problemática que viven estas personas cuando llegan a Europa huyendo de sus países de origen y tienen que aguardar durante días y meses en campos de refugiados y en condiciones inhumanas hasta ver si se soluciona su futuro».

Finalmente, todos los actos preparados en el colegio de Cas Serres culminaron en torno con un precioso concierto preparado e interpretado por los estudiantes de los ciclos de Educación Infantil. En él, los aspirantes a músicos y bailarines demostraron a la perfección que es compatible la concienciación con la música y la diversión.

Colegio de Can Misses

Otro de los centros educativos de la ciudad de Ibiza que también organizaron actividades con motivo del Día escolar de la no violencia y la paz fue el colegio público de Can Misses.

En este caso hubo para todos los gustos y edades, y desde bien pronto. Todo comenzó en torno a las 09.30 horas, cuando los estudiantes del colegio se trasladaron hasta las pistas cercanas del campo de fútbol de Can Misses para participar en una peculiar y divertida carrera solidaria.

Posteriormente, y ya de vuelta al colegio, se llevó a cabo un almuerzo también solidario que sirvió para coger fuerzas de cara a los numerosos talleres que habían preparados los profesores del ciclo de Primaria para todos sus alumnos.

En ellos hubo de todo, desde juegos famosos de mesa adaptados a este día tan especial, como una Oca de la paz, hasta talleres gastronómicos o de elaboración de chapas. Incluso los estudiantes de Can Misses se animaron a recortar diferentes siluetas que simbolizan la paz y la concordia, como la tradicional paloma con el ramo de olivo en su pico o dos niños cogidos de la mano.

Y por supuesto, la mañana festiva terminó con la lectura del manifiesto por la paz a cargo de los alumnos, una suelta de palomas y una canción compuesta especialmente para este día.

Por su parte, un grito colectivo en favor de la paz mundial y para mostrar su total rechazo a cualquier tipo de violencia se pudo escuchar en el colegio Puig d’en Valls. Un grito en el que participaron sus 450 alumnos de Infantil y Primaria.

La actividad, que se celebró en el parque de la localidad bajo el lema Juntos por la paz, contó también con una destacada y numerosa presencia de padres y madres de los escolares del centro.

Uniformados todos con una simbólica e inmaculada camiseta blanca en alegoría a la paz, los escolares fueron tomando sitio por ciclos en la plaza del parque, donde los actos en favor de la paz comenzaron tras entonar todos juntos la canción de la amistad. A continuación, desde el escenario habilitado para la ocasión, varios grupos de escolares en representación de cada clase procedieron a la lectura de los diferentes lemas que habían escogido para dedicárselos a toda la humanidad y ensalzar sus sentimientos hacia una sociedad donde reine siempre la paz.

Edu Sánchez, directora del centro, explicó que «esta es una actividad que la tienen perfectamente señalada en el calendario porque a todos les gusta mucho venir a hacerla». Además destacó que la intención «es crear emociones y sentimientos en los alumnos y por eso la actividad continuará durante todo este mes exponiendo en el centro un panel con todas las cosas que los alumnos han ido escribiendo estos días para conmemorar este Día escolar de la no violencia y la paz.

La actividad siguió con la celebración de un respetuoso minuto de silencio en memoria de las víctimas de las guerras, cuyo inicio y final fue anunciado y despedido con el sonoro ulular de una tradicional brulada de corns. El siguiente paso fue la interpretación de la siempre emotiva Imagine, canción compuesta por el cantante, músico y ex miembro de The Beatles, John Lennon, que entonaron con inusitado sentimiento los escolares que integran The Big Vallenc Band, la orquesta del centro que fue fundada con motivo del 50º aniversario del colegio. Y finalmente, todavía con el eco de la melódica Imagine en los oídos, los alumnos, profesores, madres y padres despidieron el acto bailando juntos una danza de la paz que lleva por título Paz, paz y paz.

Colegio Sa Blanca Dona

Los escolares del Sa Blanca Dona tampoco se quedaron ayer atrás en cuanto a sus celebraciones para el Día de la Convivencia y de la Paz. Comenzaron bien temprano con la disputa de una carrera solidaria en contra de la desnutrición infantil en el mundo y en favor de la ONG Save the Children, para la que cada alumno aportó la simbólica cantidad de un euro.

La jornada del Sa Blanca Dona continuó con otras muchas actividades, entre ellas, una magnífica y exquisita degustación de platos tradicionales del mundo elaborados para la ocasión por las familias de los escolares. Entre las recetas que se pudieron saborear se encontraban platos de casi todos los rincones geográficos, como Cus-cus de Marruecos, Tawa Tawas de Bolivia, Arepas de Colombia, Tacos de México, Banitsas de Bulgaria, Pansit de Filipinas o Chipa Guasú de Paraguay, además de otras apetitosas recetas típicas de origen local y nacional.

Estudiantes de Sant Antoni

Finalmente, en Sant Antoni, los alumnos de Infantil del colegio Santíssima Trinitat acudieron ayer por la mañana al Ayuntamiento acompañados por sus profesores y familias para celebrar el Día escolar de la no violencia y la paz.

Como en años anteriores, los pequeños mostraron las pancartas que elaboraron y escucharon las palabras del alcalde, Pep Tur, Cires, quien les animó a seguir trabajando en conjunto para garantizar la paz a las generaciones venideras.
Después, los escolares entonaron la canción No dudaría de Antonio Flores y a continuación, algunas alumnas de Primaria han leído un manifiesto. Incluso, los dibujos llevados a cabo por los estudiantes con motivo de este día han quedado expuestos en el centro educativo.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.