Pete Doherty, envuelto en una muerte por drogas

Londres |

Valorar:
preload
Pete Doherty.

Pete Doherty.

05-12-2006

Pete Doherty vuelve a estar en entredicho por la muerte de una muchacha, miembro de una multimillonaria familia británica, que estaba rodando en Londres un documental sobre el músico y falleció, supuestamente por una sobredosis de droga.

Se cree que el cantante del grupo Babyshambles está este fin de semana en Rusia, donde debía dar un concierto, pero a su regreso a Londres la policía puede volver a querer interrogarle en relación con la muerte, el pasado domingo, de Robin Whitehead, de 27 años, informa hoy el Sunday Telegraph.

Whitehead, una muchacha de vida bohemia, conoció al músico gracias a su trabajo como fotógrafa y cineasta, pero, según sus amigos, aunque en el pasado pudiera haberse drogado más de una vez, hasta las últimas semanas no había sucumbido a las drogas más duras.

Se teme que murió a consecuencia de un cóctel de heroína, crack y valium, aunque hay que esperar aún los resultados de las pruebas de toxicología efectuadas «post mortem».

Whitehead era nieta del difunto Teddy Godlsmith, ex fundador de la revista «Ecologist», y sobrina nieta del también fallecido financiero multimillonario Sir James Goldsmith.

Su madre, Dido Whitehead, es prima de Jemima Khan, ex novia del actor Hugh Grant, y de Zac Goldsmith, a su vez hijo y heredero del financiero, periodista y político conservador, y su padre es el cineasta Peter Whitehead.

El año pasado, Robin Whitehead hizo un documental sobre The Libertines, la antigua banda de Doherty, y había dedicado sus diez últimos días, antes de morir en un piso cochambroso del Este de Londres, a rodar una segunda película sobre el músico.

La muerte de Whitehead se produjo sólo semanas después de que la familia de un joven actor llamado Mark Blanco, que murió al tirarse desde un balcón tras una pelea con Doherty durante una fiesta, pidiese una nueva investigación policial sobre las circunstancias de su fallecimiento.

Según un amigo de la familia Whitehead, «a Pete Doherty le gusta rodearse de drogadictos y es muy desprendido con su dinero, pues tiene mucho en comparación con otros, y, aunque él no introdujo a Robin a ese mundo (el de las drogas), está claro que tiene una mala influencia».

Un portavoz de Doherty ha negado mientras tanto que éste tuviese nada que ver con la muerte de la muchacha y ha transmitido las condolencias del músico a su familia.

El pasado 27 de enero, Doherty fue multado por llevar trece papelinas de heroína en el bolsillo de su abrigo cuando acudió a un juicio en el que estaba acusado de conducción negligente y sin carné.

Una de las papelinas cayó del abrigo del cantante, por los que los guardas del jurado decidieron registrarle y encontraron la droga que llevaba encima.

Doherty ha estado ya imputado en 21 causas por posesión de droga y en 21 por comportamiento negligente al volante: la policía le retiró el permiso de conducir en 2007 y el cantante no lo ha renovado.