Marichalar, de boda

| Palma de Mallorca |

Valorar:
preload
Jaime de Marichalar fue de los primeros invitados en llegar a Palma para asistir a la boda de Sabina Fluxá y Alfonso Fierro.

Jaime de Marichalar fue de los primeros invitados en llegar a Palma para asistir a la boda de Sabina Fluxá y Alfonso Fierro.

27-04-2012 | Julián Aguirre

La de hoy será la primera boda de la temporada y posiblemente la más sonada entre el sector empresarial, sin prima de riesgo, ya que los novios pertenecen a dos familias solventes y adineradas. Incluso el enlace ha sido denominado ‘la boda del PIB’ (Producto Interior Bruto). Los protagonistas, Alfonso Fierro March, biznieto de Juan March, y Sabina Fluxá, vicepresidenta de Iberostar e hija de Miquel Fluxá, presidente de la cadena hotelera Iberostar. Aunque la pareja es muy discreta y apenas circulan fotos suyas, sus invitados son conocidos rostros de la alta sociedad de nuestro país, en particular las grandes familias del mundo de las finanzas y el empresariado y algún político.

Jaime de Marichalar, ex marido de la infanta Elena, fue uno de los primeros invitados en llegar a Palma. Lo hizo al mediodía, y tras dejar la maleta en el hotel, le recogió una bella mujer al volante de un mini y se marcharon a comer al restaurante de Puerto Portals donde la Familia Real tiene por costumbre acudir. Tras la comida, visitaron una inmobiliaria. Al ser preguntado sobre cómo se encuentra su hijo, Felipe Juan Froilán, tras el fortuito disparo en el pie, nos confesó: «Se encuentra bien, gracias».

Por la tarde, Marichalar y su acompañante decidieron ir a mirar escaparates por el centro de Palma y aprovecharon para comprar un helado y disfrutarlo durante el paseo. A media tarde llegaban al aeropuerto, también para asistir a la boda, Ana, hija del ex presidente José María Aznar, y su marido, Alejandro Agag, buen amigo de Alfonso Fierro, el novio. Alrededor de 400 invitados asistirán al enlace que tendrá lugar hoy a las doce en la basílica de Sant Francesc de Palma, y posteriormente lo celebrarán a manteles en la finca Son Antich, propiedad de los padres de la novia.
Numerosos periodistas se han desplazado hasta Palma para cubrir la megaboda.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.