Carolina Cerezuela y Carlos Moyá se despiden del verano en Mallorca

| Palma de Mallorca |

Valorar:
preload
La pequeña Carla, quien cumplió dos años de edad, de la mano de sus padres quienes esperan que nazca su segundo hijo a mediados de diciembre.

La pequeña Carla, quien cumplió dos años de edad, de la mano de sus padres quienes esperan que nazca su segundo hijo a mediados de diciembre.

27-08-2012 | Julián Aguirre

La familia Moyá-Cerezuela pone fin a las vacaciones de verano y a su estancia en la Isla. Esta misma semana preparan las maletas para poner rumbo a su residencia en Madrid, donde Carolina y Carlos continuarán con su respectivos compromisos profesionales.

El tenista mallorquín, quien cumplió hace unos días 37 años de edad, lo celebró en familia y junto a su esposa, la bella actriz y presentadora, Carolina Cerezuela. Celebraron también el cumpleaños de la pequeña Carla, quien hizo unos días antes dos años. Para ello reunieron a padres y hermanos, con quienes se encuentran muy unidos. Pero además, y como los padres de Carolina y su hermana Laura, se encontraban de vacaciones en la Isla aprovecharon para despedir el verano. Lo festejaron con un gran almuerzo en un conocido beach club de moda. En esta ocasión no lo organizaron en casa de los padres de Carlos, en Cala Blava, como solían hacer, sino que Carlos y Carolina decidieron que los padres también disfrutaran del día y no tuvieran el lógico jaleo que conlleva organizar la fiesta. Así pues, pasaron todo el día entre distendidas charlas frente al mar y los últimos chapuzones de la temporada, en la piscina, donde la pequeña Carla fue la gran protagonista.

Mediados de diciembre

La pareja, radiante de felicidad, espera dar a luz, a mediados de diciembre, su segundo primogénito. Será niño, como ya adelantamos, pero además Carolina nos confiesa que «si todo va bien, vendremos a Palma para que nazca aquí. Queremos que sea mallorquín». Cerezuela está llevando el embarazo de manera envidiable. «Me encuentro muy bien» y hasta el último momento compaginará sus trabajos de representación, publicidad y eventos. Por su parte, Carla, quien desprende gran simpatía, recibe continuas muestras de cariño de sus papás, ya que Carolina y Carlos se desviven por la pequeña, al igual que las abuelas doña Pilar y María José.

En lo profesional, Carlos Moyá, quien ha formado una familia unida y radiante de felicidad, sigue triunfando dentro de la pista, donde es el número uno en la ATP Champions Tours, con más de 600 puntos de diferencia con respeto al segundo, el australiano Mark Philippoussis. «La verdad –nos comenta– estoy en un buen momento deportivo y estoy disfrutando mucho». Y es que además de disputar partidos por todo el mundo, tiene la suerte de que su familia le puede acompañar en bastantes de esos viajes.

Haciendo un repaso a lo que ha sido el estío, la pareja ha protagonizado numerosos reportajes en las revistas del corazón. Carlos y Carolina siguen siendo los famosos más queridos por los medios de comunicación, por su sencillez y natural con los periodistas. Así pues, hasta el próximo reportaje.

Comentar

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

dolors
Hace más de 5 años

Guapos, bona gent,, que mes volem, feners, ho tenen tot

Valoración:2menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1