Baloncesto

Llompart le gana la partida al mejor Rudy

El escolta de la Penya ofrece un nuevo recital, pero acaba lesionado y entre lágrimas

Valorar:
Nunca vista
PAMESA VALENCIA8 85
DKV JOVENTUT8 85

PAMESA VALENCIA (25+20+17+23):Llompart (4), Rakocevic (27), Yebra (7), Oberto (14), Tomasevic (20) -cinco titular- Luengo (0), Montecchia (2), Julian (4), Kammerichs (7) y Urtasun (0).

DKV JOVENTUT (16+28+19+22):Marco (13), Rudy Fernández (20), Mumbrú (14), Arnold (14), Hamilton (6) -cinco titular- Huertas (6), Vázquez (0), Rooks (10), Flys (0), Cattalini (0) y Young (2).

Arbitros:Ankarali (Turquía), Sahin (Turquía) y Gondas (Grecia).

Efe|VALENCIA

El Pamesa Valencia disputará los cuartos de final de la Copa ULEB después de que en un apasionante partido el DKV Joventut no consiguiera remontar la desventaja que tenía del partido de ida (70-76), en parte por la lesión que sufrió en el tramo final Rudy Fernández, su mejor jugador hasta ese momento.

Aún así, el equipo valenciano, que ahora se enfrentará al Charleroi belga, mandó en casi todo momento y el acierto de Igor Rakocevic desde la línea de triple en los últimos momentos le permitió asegurar su clasificación en un partido que, extrañamente en baloncesto, acabó en empate.

La salida a pista de Montecchia terminó de conjuntar el juego de los locales (35-27, m.15). Pero la Penya no se arrugó. Si en los primeros minutos fue Alex Mumbrú el que le sostuvo en el marcador, después fue Rudy Fernández quien asumió la responsabilidad, ayudado por el base Carles Marco, que se hico con el ritmo del choque (45-44, m.20).

Reaccionó el Pamesa pero su enésimo intento despertó definitivamente a Rudy Fernández. El mallorquín anotó nueve puntos consecutivos y dio una lección de fundamentos, aunque él solo no era suficiente para levantar la eliminatoria. Por si fuera poco, Fernández sufrió una lesión muscular en el gemelo que le obligó a dejar la pista. Lo hizo con las lágrimas a punto de salir y escoltado por una cerrado ovación de la Fuente de San Luis, que homenajeó así a quien le situó al borde del abismo.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.