El Consell podrá vetar nuevos puertos

El Govern aprueba el proyecto de ley de puertos para atajar el fraude y mejorar la transparencia en el sector náutico

| |

Valorar:
Nunca vista
preload

Los consells tendrán capacidad de veto a la hora de autorizar la construcción de nuevos puertos en las Islas. Esta es la principal novedad del proyecto de ley de puertos, que ayer aprobó el Consell de Govern a instancias de la Conselleria d'Obres Públiques. La consellera Mabel Cabrer explicó que ha sido una de las modificaciones introducidas por el Govern tras los informes presentados por los consells al anteproyecto de ley presentado hace unos meses.

El informe de los consells será vinculante a la hora de autorizar nuevas instalaciones, pero en el caso de las ampliaciones de los puertos ya existentes, el Ejecutivo balear se reserva la última palabra. La consellera d'Obres Públiques informó de que la aprobación de la ley por parte del Parlament permitirá levantar la moratoria de puertos deportivos aprobada por el Govern del Pacte de Progrés.

Consenso
Pese a ello, Mabel Cabrer precisó que no se producirá una avalancha de nuevas autorizaciones. «Si los concesionarios piden una ampliación, se estudiará en cada caso, pero siempre se tendrá en cuenta la opinión del Ajuntament y del Consell correspondiente», dijo la consellera, quien advirtió de que cualquier actuación que no está consensuada entre todas las partes «será muy difícil que salga adelante».

Mabel Cabrer indicó que la voluntad del Govern es paliar en parte el importante déficit de amarres que existen en las Islas, pero recordó que Balears tiene limitaciones territoriales y protección de determinados espacios que harán que parte de esta carencias de amarres se mantengan.

Por lo que respecta al resto del contenido del proyecto, mantiene la propuesta de creación de estaciones náuticas con el fin de incorporar oferta complementaria y de ocio para permitir la promoción de todo el conjunto. «Se trata de agrupar en torno a la instalación náutica todas las actividades que se hagan en la zona», explicó el conseller de Turisme, Joan Flaquer, que acompañó a Mabel Cabrer en la rueda de prensa.

El proyecto mantiene los dos registros de amarres -el de los puertos del Govern y el de aquellos que se gestionan por concesión-, lo que permitirá una mayor transparencia en la gestión de estas instalaciones. «La transparencia en la gestión evitará algunos usos fraudulentos que se dan en estos momentos», señaló la consellera. Afirmó que se podrá controlar el pago de impuestos por parte de quienes vendan amarres. La ley también actualiza el canon de las concesiones.

En relación con este tema, la Asociación de Empresas Náuticas de Pimem envió ayer un comunicado en el que pide al Govern actuaciones urgentes en materia náutica ante la nueva temporada turística.

Más de 18.000 barcos están en lista de espera
La consellera d'Obres Públiques aseguró ayer que los puertos que dependen del Govern acumulan una lista de espera que supera los 3.100 amarres. Si se suman los puertos concesionarios, la lista llega a 18.000.

Los puertos autonómicos disponen de 12.056 amarres

Los 13 puertos que gestiona la Conselleria d'Obres Públiques más los 28 que se gestionan en régimen de concesión suman un total de 12.056 amarres.

Fin a la moratoria de nuevos puertos deportivos
En el momento en que el Parlament tramite y apruebe el proyecto de ley al que el Consell de Govern dio ayer el visto bueno, se levantará la moratoria sobre puertos deportivos que aprobó el Govern del Pacte.

Aumento del canon de las concesiones y pago de tributos

El Govern actualizará el canon que pagan los concesionarios y se ha propuesto cobrar los impuestos que generan la venta de los amarres.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.