Comarcas

La campaña de exportación de la patata ´poblera´ arranca con un 50% de pérdidas

El sector espera reunirse esta semana con Agricultura para negociar un nuevo seguro agrario que cubra las heladas

|

Valorar:
Nunca vista
preload
Los agricultores de Mateu&UCO empezaron ayer a recoger la cosecha de patata, que este año ha perdido en tamaño, pero no en calidad. Foto: MARTA MEDRANO

Los agricultores de Mateu&UCO empezaron ayer a recoger la cosecha de patata, que este año ha perdido en tamaño, pero no en calidad. Foto: MARTA MEDRANO

La campaña de exportación de la patata arranca este año con mucho pesimismo en sa Pobla. Los payeses hablan ya de un 50% de pérdidas este año. «Es ahora cuando empiezan a verse los verdaderos efectos de las heladas de hace unas semanas sobre la cosecha», comenta Joan Mateu de la plataforma de exportación Mateu&UCO. El efecto más visible de las heladas está en el tamaño. Los tubérculos que ayer se empezaban a recoger en los campos de sa Pobla no alcanzan el tamaño de un puño. Aún así, desde el portal de exportación Mateu &UCO no temen por la salida de esta mermada cosecha. «Cuanto más pequeña es la patata más exportable es. Confiamos en que las patatas de este año superen los niveles de calidad a pesar de ser más pequeñas».

La recolecta empezó ayer con los ánimos muy bajos. Hace dos semanas que los payeses vieron como el hielo llegaba hasta sa Pobla. Aunque el riego haya ayudado a salvar parte de la cosecha, la cantidad se ha visto muy afectada. Desde la plataforma de exportación Mateu&UCO que aglutina a un 40% de los payeses de sa Pobla, comparan los daños de este año con los sufridos durante el temporal de viento de noviembre de 2002.

Entonces el sector empezó a negociar un nuevo seguro con la Conselleria d'Agricultura, un seguro agrario que asuma las pérdidas por factores climatológicos y que a día de hoy todavía no está en vigor. La plataforma de exportación Mateu&UCO gestiona casi la mitad de los seguros agrarios de Balears. «Es imprescindible aplicar cláusulas y coberturas que se adapten a las necesidades de los agricultores», explica Joan Mateu. De lo contrario, dice, la gente se desanima cada vez que pasa algo así.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.