Intenet

El viento coge fuerza

Las inclemencias del tiempo provocaron cancelaciones en las conexiones tanto aéreas como marítimas

|

Valorar:
Nunca vista

Las Pitiüses sufrieron ayer por la noche rachas de viento que alcanzaron los 84 km por hora, mientras a media tarde la ventisca se redujo hasta los 74 km por hora. Además, durante la última jornada también se ha registrado una bajada de temperaturas de cinco grados lo que hizo más insoportable el frío de ayer por la mañana, según los datos ofrecidos por el Instituto Nacional de Meteorología.

Las fuertes rachas de viento provocaron numerosas interrupciones en las conexiones tanto marítimas como aéreas. En este sentido, un avión de la compañía aérea Air Nostrum cuya salida con destino a Palma de Mallorca estaba prevista para las siete de la mañana tuvo que ser retrasado por las inclemencias del tiempo. Una vez tomado el rumbo, el aeroplano no pudo aterrizar en el aeropuerto de Mallorca y finalmente lo hizo en Valencia, lo que provocó el retraso de todos los servicios aéreos del aeropuerto de Eivissa.

En relación a las conexiones marítimas, el buque de la compañía Baleària «Nixe» canceló su salida hacia el puerto de la Pitiusa menor debido al oleaje de la mar. Además, «Carmen del Mar», de Iscomar, procedente de Palma suspendió su llegada a Eivissa que estaba prevista para las 12 horas.

Por otra parte, el viento también provocó que a las dos de la madrugada se cortara el tráfico del paseo Juan Carlos I debido a la caída e varias planchas plásticas de armazón pesado. Los elementos derribados, de 2,5 metros, se encontraban en situación peligrosa y provocaron daños importantes en dos turismos que se encontraban aparcados en el lugar, además de daños en el inmobiliario adyacente.

En cuanto a la previsión para las próximas jornadas, el Instituto Nacional de Meteorología prevé la disminución de las rachas de viento aunque no descarta una bajada de temperaturas en las Pitiüses y la posibilidad de lluvias ocasionales.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.