La lluvia dispara los accidentes

Ayer por la noche se produjo un accidente en el Passeig Marítim, con dos heridos graves

Valorar:
Nunca vista

JAVIER JIMÉNEZ-MICHELS
La jornada de ayer en las carreteras de Mallorca fue la normal de un día de lluvia: es decir, se dispararon los accidentes y el subsector de Tráfico tuvo que multiplicar sus intervenciones.

A las diez y media de la mañana, aproximadamente, comenzó a llover con cierta intensidad en distintas partes de la isla y la circulación, como era previsible, se complicó. En la carretera de Andratx, a la altura del cruce de Camp de Mar, un coche de la marca Opel Corsa, con un matrimonio alemán a bordo, se saltó una señal de stop y se empotró contra una furgoneta. El turismo, con placas de matrícula 2990-CWT, salió despedido varios metros y se subió a una isleta. Sus dos ocupantes quedaron atrapados en el interior, mientras que el conductor de la furgoneta Ford Transit B-2232-VT tuvo más suerte y no fue necesaria su hospitalización.

Bomberos, Guardia Civil, Policía Local, Ambulancias Insulares y el 061 acudieron hasta ese punto kilométrico y pudieron rescatar a la mujer del Opel, que iba en el asiento del copiloto. Simons Wocsgang, el conductor de 62 años, tenía las piernas atrapadas y las tareas para liberarlo se prolongaron durante media hora. A la pareja le colocaron sendos collarines y él fue trasladado en camilla a la ambulancia, con pronóstico grave. El cruce de Biniorella está bien señalizado, pero en los últimos años se han registrado numerosos siniestros y está considerado como un «punto negro». Máximo, el conductor de la furgoneta, explicó que había intentado frenar al ver que el Opel invadía su carril.

Sobre el asfalto quedó una señal de al menos cinco metros de frenada, que fue insuficiente. La colisión de Andratx no fue, ni mucho menos, la única de la mañana y el mediodía. En la vía de cintura, en Inca y en algunas calles de Palma se registraron otros choques, la mayoría por alcance, y las Avenidas soportó un tráfico denso. Por la tarde, con la lluvia cayendo en casi toda Mallorca, los bomberos acudieron a otro accidente grave, en la carretera de Manacor. En concreto, el ocupante de un vehículo quedó atrapado en un tramo entre Montuïri y Vilafranca. Por la noche, dos personas fueron heridas de gravedad al chocar el vehículo en el que viajaban por el Passeig Marítim de Palma contra una farola.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.