Cúper hace autocrítica

El entrenador asegura que no está satisfecho con sus primeros cien días al frente del Mallorca y que «hay que trabajar más para cambiar la situación»/«Ante el Albacete tenemos otra final y hay que ganarla»

|

Valorar:
Nunca vista

«Personalmente, no puedo estar satisfecho con mis primeros cien días en el club». Así de rotundo se mostraba Héctor Cúper al analizar el centenar de días que ha trabajado en la Isla desde que el Mallorca se encomendara a su figura para rescatar al equipo del fondo de la tabla. En pleno ejercicio de autocrítica, el entrenador argentino reconoció que tiene que seguir buscando argumentos para acabar con la crisis, aunque también se mostró convencido de la victoria de sus hombres ante el Albacete y de que la mejoría se plasmará en la clasificación en un corto espacio de tiempo.

«La verdad es que la valoración no es buena», respondía el técnico al ser cuestionado sobre su estancia en el banquillo rojillo. «No me refiero a lo que se trabajó, a lo que se hace o lo que no se hace. El resultado no es bueno, así de simple. A nivel personal tenemos que hacer más, trabajar más y buscar opciones porque no estoy satisfecho. Hablo siempre a nivel personal, pero hay que cambiar la situación para estar mejor de lo que estamos», destacaba el de Chabas.

Cúper volvió a insistir durante su discurso en que el partido de mañana supone una nueva «final» y que por lo tanto, hay que ganarla. «Tengo confianza en que vamos a ganar, aunque no creo que cambie tanto la cosa con el resultado que logremos el domingo», señalaba el técnico en referencia al panorama que presenta el torneo en su zona más conflictiva.

A la hora de hablar del Albacete, Cúper es consciente de lo que el Mallorca se topará sobre el terreno de juego: «El Albacete es un equipo muy trabajador, como la mayoría de los equipos que nos encontramos ahí abajo. Es peleón, luchador y tiene jugadores interesantes, sobre todo dos de ellos. Lo más preocupante es que no va a haber en el rival una ansiedad como la que podemos tener nosotros, que es la propia de los nervios de un partido como el que jugamos el domingo. En ese sentido ellos tienen una ligera ventaja, pero nosotros debemos de tener otras», argumentaba el preparador rojillo en alusión a la cita de mañana en Son Moix. Igualmente, Cúper destacó que «no hay que esperar a este partido para saber si el punto que conseguimos contra el Málaga es bueno. El punto tiene el valor que tiene que tener y no creo que ganando el domingo vaya a transformarse. Si ganamos, como creo que vamos a hacer, no aumentará la importancia de ese punto», matizó.

El jefe del vestuario mallorquinista, que recordó que «el equipo está aprendiendo a vivir en la zona baja», apuntó acerca del enfrentamiento del pasado domingo en La Rosaleda que «psicológicamente, no perder es bueno. Después a lo mejor no te sirve para sumar y verte más desahogado, pero es importante para nosotros. Todos los partidos no los podemos ganar porque no vivimos una situación favorable, pero debemos afrontar nuestra realidad siendo conscientes de lo que estamos viviendo».

Posibles cambios
Cúper ha dejado abierta una puerta a los cambios en el once -«siempre puede haber alguna cosita», apuntó- aunque las dudas de los últimos días se centran sobre Correa y Melo. El primero está a la espera de recibir el fax de la FIFA que oficialice la reducción de su sanción por dopaje, ya que eso permitiría al club alinearle frente a los manchegos. En ese aspecto, Cúper cree que «es un buen momento para que vuelva a jugar y espero que reciba del vestuario el estado anímico necesario para afrontar su vuelta». Sobre el posible debut del brasileño Felipe Melo, el técnico resaltó que «no está al cien por cien fisicamente y es normal, pero estamos acelerando el trabajo y puede jugar, aunque no vaya a hacerlo una cantidad de minutos importante»., finalizaba.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.