Los coros del Principal exigen una sala de ensayos en el nuevo teatro

Los 150 cantantes se manifestarán mañana ante el centro y seguirán recogiendo firmas de apoyo a su petición

|

Valorar:
Nunca vista
preload
El Cor de la Fundació Teatre Principal ha explicado al resto de formaciones la situación.

El Cor de la Fundació Teatre Principal ha explicado al resto de formaciones la situación.

Los coros de la Fundació Teatre Principal están en 'pie de guerra'. La no inclusión de una sala de ensayo en el proyecto de rehabilitación del teatro ha hecho que los cerca de 150 miembros que componen las diferentes secciones del coro hayan decidido manifestarse mañana ante el Principal a las 20.15 horas, adheriéndose a la concentración programada por los Amics de l'Òpera. Durante el acto, los integrantes de todas las formaciones musicales de la fundación recogerán firmas de apoyo a su reivindicación. Santiago Pérez, Dolores Abellán, Toni Cabot y Marga Coll, miembros de la Comisión de Representantes del Coro de la Fundació Teatre Principal, explicaron el problema a Ultima Hora en nombre de todos sus compañeros. «El viejo Teatre Principal contaba con una sala de ensayos para nosotros, más otros cinco espacios que podíamos emplear cuando teníamos que preparar algunas piezas por separado», afirmaron. El proyecto de rehabilitación de Felipe Delgado, el arquitecto encargado de la obra, «no cuenta con ningún espacio específico para los coros».

Sin embargo, «hace algunos años se nos presentó un primer proyecto en el que sí constaba una sala de ensayo», algo que, después, «se cambió». «Siempre creímos que se mantenía esta idea pero, al final, nos enteramos de que se había variado y se había decidido excluir la sala». Al darse cuenta de que no contarían con un espacio propio, decidieron «hablar con los responsables políticos» y exponerles su punto de vista. Tras diferentes reuniones con Gabriel Coll, gerente de la fundación, éste les propuso emplear «la sala multiusos del nuevo Principal cuando no estuviera ocupada». «Ensayamos como mínimo tres veces a la semana, y cuando estamos en plena temporada de ópera, cada día. El problema radica en que nadie nos asegura que podremos contar con ella cuando realmente la necesitemos». La fundación también les propuso ensayar «en el escenario». «Esta solución implicaría trasladar unas 60 sillas y, además, tampoco nos aseguraría poder emplear el espacio cuando realmente lo necesitáramos».

Otra de las quejas de los coros es «la falta de información». «Nadie nos explicó en ningún momento en qué consistiría la rehabilitación. Se nos presentó el primer proyecto, pero nunca el segundo». Al final, «nos enteramos por otras vías». Además, «tras la rehabilitación, el teatro contará con una lavandería y un restaurante que servirá para dar nombre al Principal. ¿Los coros no ayudamos a dar nombre al teatro? ¿Por qué se decidió anteponer e incluir otros espacios a la sala de ensayos?». «Creemos que tenemos derecho a reivindicar un lugar propio en el nuevo Principal porque, para muchos de nosotros, el teatro es como nuestra casa. Invertimos muchas horas de nuestro tiempo libre para poder preparar la temporada de ópera y creemos que, como mínimo, deberíamos contar con las mismas condiciones que teníamos antes de la rehabilitación, no ir a peor». La primera voz de alarma surgió tras el concierto, el pasado 31 de octubre, de Josep Bros en el Auditòrium. «En cinco días, recogimos entre 2.500 y 3.000 firmas». Unas firmas que se volverán a pedir mañana y que se llevarán al Registro del CIM para que quede constancia de su petición. El Cor de la Fundació Teatre Principal es el que ha explicado al resto de secciones (Petitons, Infantil y Juvenil) la situación, pidiéndoles su apoyo. «Son el futuro, tienen derecho a contar con una sala de ensayo porque es donde trabajarán el día de mañana».

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.