Brillante acto de celebración del 40 aniversario de la Escuela de Turismo

Su fundador, Felipe Moreno, destaca la faceta innovadora del centro en materia de formación

|

Valorar:
Nunca vista

La Escuela de Turismo de Baleares, fundada por Felipe Moreno en 1964, celebró ayer su 40 aniversario en un acto brillante en su sede de Palma, que contó con la presencia de antiguos profesores y alumnos que ocupan hoy puestos de alta responsabilidad en empresas turísticas locales, nacionales y extranjeras, así como presidentes de patronales turísticas, instituciones y miembros del Govern, entre ellos los consellers José María Rodríguez y Francesc Fioll. El rector de la UIB, Avel.lí Blasco, fue el encargado de descubrir la lápida del 40 aniversario en el patio gótico de la sede de la Escuela, en la que previamente el rector había glosado la trayectoria del centro, manifestando que «la sociedad balear tiene una deuda pendiente y de agradecimiento con la Escuela de Turismo. Asimismo, estamos muy orgullosos de que esté adscrita a la UIB, pero también pedimos a sus responsables que afronten los retos que se avecinan en la industria turística. Hoy, es un día de gozo y éxito personal, porque en 40 años se han formado a generaciones».

Moreno desglosó el nacimiento y la trayectoria del centro, poniendo especial hincapié en los duros comienzos, en los que tuvo que «torear» con el entonces delegado del Ministerio de Turismo, Soriano Frade, bajo la etapa de Manuel Fraga como ministro de Turismo, así como en la evolución del centro y su faceta innovadora en materia de formación multidisciplinar y la continua apuesta por dar respuesta a las nuevas necesidades que demanda la industria turística en la actualidad, «porque hay que ser capaces de preparar a la gente para innovar, crear, actuar con intuición y que sepan adaptarse a los cambios», apuntó.

El conseller d'Educació, Francesc Fiol, que acudió en representación del presidente del Govern, Jaume Matas, resaltó la trayectoria profesional de Felipe Moreno, afirmando que la creación de la Escuela de Turismo «fue un acto visionario, de riesgo, pero que la postre ha contribuido a la transformación de las Islas». El acto estuvo amenizado por la Capella Mallorquina, que interpretó, entre otros, los himnos universitario y de Mallorca. Y en el transcurso del mismo se entregaron escudos a antiguos alumnos y profesores, así como los escudos de oro de la Escuela de Turismo a Alvaro Middelmann, Gabriel Barceló, Francisco Miralles y Sebastiana Moranta.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.