Zapatero no cree bueno que se mire «con cronómetro o lupa» la relación con EEUU

Rajoy acusa a Moratinos de correr «de sofá en sofá» para fotografiarse con Rice

| Madrid |

Valorar:
Visto una vez

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, afirmó ayer que no es positivo que la relación entre España y Estados Unidos sea analizada con «lupa o con cronómetro» porque considera que se trata de dos países amigos que no tienen que estar siempre de acuerdo en todos los asuntos. Zapatero respondió así al interés suscitado por los conversaciones que el miércoles mantuvieron los responsables de Exteriores y de Defensa de ambos países.

Acerca de estos encuentros también se pronunció ayer el líder del PP, Mariano Rajoy, que criticó la imagen dada por el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Àngel Moratinos, que según él corre «de sofá en sofá» para «conseguir una foto» con Condoleezza Rice.

Zapatero insistió en que «España y Estados Unidos son dos países amigos y como siempre ocurre en esta relación hay muchas cosas en las que se está de acuerdo y en algunas en las que no se está de acuerdo». Para el presidente del Gobierno, estos desencuentros son puntuales y son algo normal, y por ello considera inútil «analizar cada escena con un cronómetro o con la lupa en la mano».

El presidente del PP, Mariano Rajoy, se refirió también a las relaciones entre España y EE UU y mostró su preocupación por el hecho de que Zapatero «no puede hablar» con el presidente estadounidense, George W. Bush, cuando «todos los presidentes de todo el mundo pueden hablar con el de Estados Unidos», algo que Rajoy calificó como «una cosa muy negativa para los intereses de los españoles» porque «España no puede permitirse el lujo de tener un presidente que no pueda hablar con el de Estados Unidos».

Además de esta crítica, al líder del PP tampoco le gustó la imagen que dio el miércoles en Bruselas el ministro Moratinos. «Está ahora el pobre en las reuniones internacionales corriendo de sofá en sofá para ver si consigue una foto», dijo Rajoy refiriéndose a la breve charla que Moratinos mantuvo con la secretaria de Estado estadounidense Condoleezza Rice, de quien dijo que «ha estado en diez países de la Unión Europea y no ha querido venir a España».

Para Rajoy, estas son las consecuencias de «agredir gratuitamente a un país que es aliado y amigo» algo que, según manifestó, «no tiene ningún sentido». Aseguró que la tensión con EE UU no se debe sólo a la retirada de las tropas españolas de Irak, sino que «se trata de otra serie de feos y desplantes y de apostar por un candidato distinto del que ha ganado», aseguró.

Sin embargo, Moratinos calificó ayer en Salamanca su encuentro con Rice como muy satisfactorio pese a las críticas recibidas, y aseguró que se reunirá con su homóloga en Washington la primavera próxima. «Fue una reunión muy fructífera y muy positiva», afirmó para añadir que «lo importante son los resultados y los resultados se verán».

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.