China reconoce una epidemia de sida a causa de los bancos de sangre ilegales

Valorar:
Nunca vista
FRANCE PRESSE-PEKÍN
El Gobierno de China reconoció en el día de ayer por primera vez la existencia de una epidemia de sida en una provincia del centro del país, donde «bancos de sangre» operaban ilegalmente hace algunos años para comprar sangre a los campesinos, según informa 'El Diario del Pueblo'. Al parecer, esas oficinas habían comprado «grandes cantidades» de plasma sanguíneo en las campiñas de Henan a principios de los años 90, «provocando el desarrollo del virus del sida entre los donantes remunerados».

El escándalo de los campesinos de Henan contaminados con el virus del sida tras haber vendido su sangre estalló a finales del año pasado, cuando varios medios de comunicación locales dieron a conocer el asunto. Según una investigación efectuada por un médico independiente, el 65 por ciento de los habitantes es portador del virus en un solo pueblo de Wenlu, visitado por varios periodistas extranjeros estos últimos meses. Unos 50 campesinos ya murieron como consecuencia del sida durante los dos últimos años. Otros pueblos de Henan fueron también afectados.

El Gobierno no proporcionó estadísticas sobre la amplitud de la epidemia, pero envió en los últimos días a un grupo de expertos en sida de Pekín al lugar para «obtener informaciones de primera mano sobre esta enfermedad mortal», según informó la agencia China Noticias. La agencia agregó que equipos sanitarios locales ya habían sido enviados tiempo atrás a las «principales regiones» afectadas por el sida. Pekín nunca había reconocido hasta ahora la existencia de una epidemia de sida en su país, a pesar de que diversas organizaciones de salud así lo atestiguaban.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.