Balears alcanza este verano la cota más alta de empleo en cincuenta años

El número de trabajadores de alta en la Seguridad Social en junio llega a los 429.953, 19.522 más que el año pasado

|

Valorar:
Nunca vista

Balears contabilizó a finales de junio la cifra más alta de trabajadores dados de alta en el Régimen de Seguridad Social de los últimos cincuenta años, al registrar 429.953 personas aseguradas, según datos facilitados por la Direcció General d'Economia. La valoración que realiza el director general d'Economia, Antoni Monserrat, es que hablar de crisis turística y económica «es una auténtica inmoralidad, dado que un indicador tan fiable como el nivel de empleo demuestra todo lo contrario. Lo que sí es cierto es que hay cierta reducción de la tasa de crecimiento anual, pero en términos de empleo es la más elevada».

Monserrat puntualiza que en el comparativo junio 2000-junio 2001, «se contabiliza un aumento de cerca de 20.000 trabajadores más empleados (19.522 concretamente). Este crecimiento se ha sustentado en parte por la penetración en el tejido laboral de trabajadores extranjeros, tanto procedentes de la Unión Europea como de países no miembros de la UE, principalmente subsaharianos. Del total de 20.000 empleos nuevos, 7.000 han sido generados por extranjeros, es decir un 38 por ciento».

Esta circunstancia indica, en su opinión, que el desarrollo de la actividad económica «no ha podido ser cubierto por la mano de obra local, lo que explica el trasvase de trabajadores de otros países para conseguir que se mantenga la actividad económica en unos niveles álgidos, así como procedentes del resto de comunidades autónomas españolas». Estos ratios de crecimiento laboral, que son también valorados muy positivamente por la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears, constata la bonanza económica por la que atraviesan las Islas en un ejercicio un tanto polémico al confirmarse el proceso de desaceleración en el crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) regional.

Monserrat afirma que el nivel de ocupación alcanzado, al margen de sus condicionantes históricos, «indica claramente que la economía balear no está en crisis y que mantiene unos ratios de ocupación laboral envidiables, que sitúan a las Islas en una posición privilegiada a nivel nacional en cuanto a los índices de paro, también los más bajos de la historia de Balears». En el desglose de trabajadores procedentes de otros países, el hecho de que la industria turística balear dependa en más de un 60 por ciento del mercado alemán y británico, propicia que el mayor porcentaje de trabajadores extranjeros venga procedentes de Alemania y el Reino Unido (ver gráfico adjunto).

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.