Sant Llorenç

Vecinos de Son Carrió se enfrentan a la empresa minera por temor a la expropiación

Los afectados, constituidos en asociación, se muestran indignados y se movilizarán para conseguir la revisión de la ley de minas

|

Valorar:
Nunca vista
preload
Los vecinos plantearon ayer muchos porqués.

Los vecinos plantearon ayer muchos porqués.

«Padecemos una gran inquietud. Nos ha quitado el sueño la posibilidad que un día nos expropien nuestras casas. A una empresa se le ha concedido un derecho de pernada en nuestras fincas que no es justo. ¿Por qué nadie nos informó de una concesión que se dio en el 96 y ahora nos convocan a una reunión urgente para hablar del tema?». En un ambiente de crispación y gran indignación, mostraron su preocupación más de un centenar de vecinos de Son Carrió, cuya propiedad está incluida en el ámbito de explotación minera otorgada por el Govern en el 1996 a la fábrica de granitos Hijos de Miguel Mascaró SA. Fue el lunes por la noche en el marco de una reunión explicativa convocada por el Ajuntament de Sant Llorenç ante la polémica surgida por esta concesión. El encuentro se desarrolló en el centro cultura de Ca n'Apol·lonia de Son Carrió y acabó con un tenso debate, zanjado por la intervención del alcalde, entre los vecinos y un representante de la empresa, que repartió entre los asistentes, folletos defendiendo la postura de la fábrica. La postura de la empresa no convenció a los vecinos que la acusaron de haber actuado de «forma inmoral».

La empresa pretende realizar un poder notarial por el que se renunciaría a iniciar un expediente de expropiación forzosa a cualquier parcela que no fuera sa Punta. «Es inmoral y totalmente indigno. Nosotros nos solidarizamos con todos los vecinos. Y si estamos dentro de una cuadrícula minera, cualquier día se nos puede expropiar. Además este documento no tiene ningún valor legal». Tal es la preocupación de los vecinos, ante el temor de una expropiación, que se ha constituido la asociación de afectados por la actividad minera industrial de sa Punta y Can Canonge. Una de la primeras reivindicaciones es exigir que se revise la concesión minera y más adelante se movilizarán para que se cambie la Ley de Minas. Así lo explicó el presidente de la asociación, Bartomeu Melis. «Iremos a ver todos los partidos políticos del Parlament para que se hagan los pasos necesarios para que la Ley de Minas se adapte a la realidad de Mallorca».

Desde el Ajuntament, el alcalde Mateu Puigrós, el secretario y el asesor jurídico explicaron paso por paso cómo se ha llegado a esta concesión. Quisieron dejar claro que en el proceso intervienen muchas administraciones y se comprometió a solicitar al Govern la revisión de la concesión minera. Los vecinos lanzaron duras acusaciones a la empresa y acusaron al Ajuntament de querer defender la postura de Hijos de Miguel Mascaró que ha ejercido su derecho a expropiar en la zona de sa Punta. Los vecinos han decidido hacer piña y defienden que «vamos a ayudarnos pues todos estamos en el mismo barco».

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.